El resurgir de Isabel Gemio

0
166
Isabel Gemio con sus dos hijos, Gustavo y Diego.

Debutó hace casi cuatro décadas en los medios. Fue Isabel Garbí en Radio Barcelona, saltó a la fama ya como Isabel Gemio cuando sustituyó a Julia Otero en 3×4 (TVE), presentó los míticos Lo que necesitas es amor y Sorpresa ¡Sorpresa! en Antena 3 y puso voz al fin de semana en Onda Cero durante 14 años con Te doy mi palabra. Sin embargo, desde que Gemio salió de la emisora en 2017 —de la que no se fue “por voluntad propia”—, desapareció de los medios de comunicación. Ese año había recibido el Premio Ondas por su trayectoria.

Han sido tres años de ausencia, pero el nombre de la periodista ha resurgido con la llegada de 2021. ¿El motivo? Una de las últimas entrevistas emitidas en su recién creado canal de Youtube que ha afectado seriamente a la discreta vida que ha llevado la presentadora pacense en los últimos tiempos.

La polémica que la ha convertido de nuevo en portada

Charlas con alma es el título del espacio semanal de entrevistas que Gemio inició hace dos meses. Todas ellas pasaron sin pena ni gloria —muchas no superan ni las mil reproducciones— hasta que fue María Teresa Campos la que se sentó frente a ella hace una semana. Ahí llegó el resurgir.

En noviembre, Isabel Gemio concedió una entrevista a la presentadora en su canal de YouTube, Enredados, y acordaron que Campos también acudiría al de ella. La segunda cita fue menos agradable y relajada que la primera, a pesar de que decían ser amigas. En el programa de Gemio mantuvieron una conversación de 24 minutos en los que ésta abordó, entre otros asuntos, el historial sentimental de su entrevistada.

María Teresa se mostró crispada y contestó que de ser hombre no le habría preguntado por sus relaciones, sin olvidar su “eres una cerda” cuando le preguntó por cómo se sentía a punto de cumplir los 80 años. “Bueno, por favor, termina el tema ya. De verdad te lo digo, estoy cansada ya. No vengo a una terapia, he venido a una entrevista”, concluyó.

Los comentarios de los usuarios que han visto el vídeo —el más visitado del canal— coinciden en que Campos fue “muy poco generosa”, que se lo puso “muy difícil” a Gemio, que “estaba a la defensiva” y que generó un ambiente “incómodo”.

Tras la entrevista, las dos protagonistas se han vuelto a pronunciar. “Si yo le pregunto por Edmundo es porque ella ha hablado en numerosas ocasiones de este tema. Nunca pensé que esto fuera a desencadenar una polémica como la que se ha desencadenado”, defiende Gemio este miércoles en Diez minutos. Por su parte, María Teresa Campos contó este martes a El programa de Ana Rosa que “no quiere oír más” de esa “señora” que “no supo llevar la entrevista”.

Una lucha de presentadoras reconvertidas en youtubers que ha despertado de nuevo la mala prensa de Isabel Gemio en los platós de televisión, donde se le ha vuelto a sacudir buscando testimonios negativos sobre ella.

De lo que no cabe duda es de que la presentadora de Sorpresa ¡Sorpresa! ya se está haciendo notar con su canal en la plataforma. La entrevista con Campos y con la activista trans Rosa María García —cuyas declaraciones desataron también la polémica después de que Lucía Etxebarría criticara que entre en un baño de mujeres teniendo “un pene funcional”— son la prueba de ello.

Qué ha hecho durante su ausencia en los medios

Durante su temporada en segundo plano, Isabel Gemio ha estado desaparecida, pero no desocupada. La locutora, que cumplió 60 años este 5 de enero, se volcó (más) en su hijo mayor, Gustavo, de 24 años, al que adoptó en Guatemala junto a su exmarido Nilo Manrique.

Cuando tenía dos años a Gustavo le diagnosticaron distrofia muscular de Duchenne. En ese momento, Gemio sintió que algo en ella había muerto.“Caí en un agujero negro. Tuve que coger a mi hijo en brazos e ir a casa, la vida seguía. Estuve un tiempo aletargada, noqueada y sin saber gestionar mis emociones”, explicó en diciembre en la Cadena SER.

Empezó a recaudar fondos en 2008 a través de su fundación, que financia la investigación de Enfermedades Neuromusculares, Distrofias Musculares y otras Enfermedades Raras. Esta ha sido su otra ocupación a tiempo completo desde que salió de la radio.

Gemio ha unido sus dos prioridades, su hijo y la fundación, en un proyecto. La presentadora dirigió en 2019 el documental Jóvenes invisibles, en el que se explican las historias de personas que padecen enfermedades raras, entre ellas la de su hijo, al que entrevista en la cinta.

Pese a su mayor dedicación, 2020 no ha sido un buen año para la Fundación Isabel Gemio. Sus ingresos se han reducido drásticamente debido a la pandemia. Por eso, la entidad puso en marcha la venta de mascarillas y camisetas solidarias para “mantener las líneas de investigación en enfermedades raras y conseguir que sea una prioridad social y sanitaria”, explicaban.

Isabel Gemio con sus dos hijos, Gustavo y Diego.

Isabel Gemio vive a las afueras de Madrid, en una casa adaptada a las necesidades de Gustavo. Comparte casa con él, con la pareja de éste y con su otro hijo, Diego (22 años).

Si en 2006 su divorcio con el padre de sus hijos ocupaba horas y horas de televisión, ahora la vida sentimental de Isabel Gemio es un misterio. En aquel entonces la presentadora aseguró que Nilo Manrique había abandonado a sus hijos, mientras que él acudía a los platós para hablar de ella. Ahora ni siquiera se sabe si continúa su relación con Pablo Rafael López, su última pareja conocida, con quien comenzó un discreto noviazgo en 2015.

Su polémica salida de los medios

La polémica con María Teresa Campos ha vuelto a despertar el interés sobre la figura de Isabel Gemio, que vuelve a ocupar en la prensa rosa portadas y tertulias en televisión. Aunque eso no quita que se sienta “más libre” con su nuevo espacio en YouTube, como aclara en el perfil. Este proyecto profesional parece ser el alivio para los “problemas de insomnio y de conciencia” que dijo que le supuso su marcha de Onda Cero, su último trabajo conocido, en el que había pedido un cambio de horario en varias ocasiones por sus circunstancias familiares. “Al final, ha sido Onda Cero la que ha decidido no prorrogar el contrato”, explicó entonces.

En diciembre la periodista fue entrevistada por Mara Torres en El Faro, el programa de la madrugada de la Cadena SER. Allí confesó cómo afrontó el final de sus años de éxito en pantalla, cuando dejó de presentar Sorpresa ¡Sopresa!. La dirección de la cadena prescindió de la presentadora sin explicación alguna: “No todo depende de nosotros. Los profesionales dependemos de unos directivos y, si no les gustas, te cambian”. De momento, Gemio vuelve a ser protagonista.

Presentadores en sus inicios

Ve la galería

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí