Director de HSBC advirtió que lavado de efectivo del narco en 2012 podría repetirse con la reforma a Ley de Banxico

0
194

De acuerdo con el Departamento de la Defensa de Estados Unidos, el banco se convirtió en “el lugar para lavar dinero”. (Foto: REUTERS/Carlo Allegri)

El lunes 14 de diciembre, la Comisión de Hacienda y Crédito Público de la Cámara de Diputados convocó a una sesión extraordinaria para discutir la controversia sobre la reforma a la Ley del Banco de México.

Uno de los especialistas participantes fue el director de HSBC México, Jorge Arce. El banquero advirtió que, si la reforma es aprobada como está escrita, sin modificaciones, puede convertir a México en un “imán para el lavado de dinero”. Dio como ejemplo el caso del corporativo HSBC en 2012.

Ese año, el Subcomité Permanente de Investigaciones del Senado de Estados Unidos publicó un documento con los resultados de su investigación a la banquera británica. Ese diciembre, el Departamento de la Defensa norteamericano la acusó de fracasar en la implementación de mecanismos para impedir el lavado de dinero.

De acuerdo con la agencia Reuters, las investigaciones encontraron que la sucursal mexicana del banco estaba clasificada como una rama “de bajo riesgo”, por lo que la mayoría de las operaciones entre ésta y la sucursal estadounidense no estaban vigiladas. Esto logró que 670 mil millones de dólares pasaran de los bancos mexicanos a los estadounidenses sin algún intermediario que observara operaciones sospechosas.

Entre el Cártel de Sinaloa y el Cártel del Norte del Valle en Colombia lavaron 881 millones de dólares.

Los agentes financieros de ambos países advirtieron que necesitaban más filtros, pero el banco no hizo nada para resolver el desabasto de empleados capacitados para analizar transacciones millonarias. El Departamento de Justicia declaró que el banco tenía, en promedio, a una persona para analizar las operaciones de entre 500 y 600 clientes.

El crimen organizado pudo lavar, al menos, 881 millones de dólares (Foto: Pixabay) El crimen organizado pudo lavar, al menos, 881 millones de dólares (Foto: Pixabay)

Los grupos del crimen organizado conocían este descuido en la operación de la transnacional y lo aprovecharon para convertirla en su lavadora de dinero. De acuerdo con el reportaje de Reuters, los narcotraficantes mexicanos empezaron a usar unas cajas diseñadas especialmente para caber en los espacios de las ventanillas bancarias y agilizar los depósitos de efectivo diarios.

Las operaciones consistían en miles de dólares por depósito, que hubieran levantado sospechas de tener monitores para observarlas. El dinero era automáticamente transferido a cuentas estadounidenses. Una vez ahí, cualquier retiro subsecuente estaría “limpio”.

Además de ser lavandería para el narcotráfico mexicano, HSBC autorizó operaciones con zonas restringidas o de alto riesgo en Medio Oriente como Irán, Libia o Sudán o en Asia Oriental como Myanmar.

Por los defectos en sus protocolos de seguridad y la omisión de las restricciones comerciales, el tercer banco más grande del mundo fue multado con 2 mil millones de dólares. De acuerdo con Reuters, la suma es trivial comparada con el valor contable de la empresa.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos decidió aceptar la multa en lugar de perseguir una condena para los directivos del banco. La serie documental de Netflix, Dirty Money, explora el caso y se pregunta si los bancos transnacionales son “demasiado grandes para la cárcel”.

La reforma a la Ley del Banco de México propuesta por el senador Ricardo Monreal presenta un riesgo para las reservas nacionales (Foto: REUTERS / Daniel Becerril) La reforma a la Ley del Banco de México propuesta por el senador Ricardo Monreal presenta un riesgo para las reservas nacionales (Foto: REUTERS / Daniel Becerril)

De acuerdo con Jorge Arce, lo que el crimen organizado aprendió a hacer con HSBC en 2008, lo aprenderá a hacer de nuevo con el Banco de México.

Las diferencias radican en que el destino del efectivo “sucio” serán las reservas nacionales, no los libros de un banco privado. Si tienen la seguridad de que pueden deshacerse del dinero, los bancos estarían incentivados para “descuidar” los protocolos de observación, como hicieron las sucursales transfronterizas del banco británico.

Entonces, los depósitos sucios no serían realizados en una compañía bursátil, sino en todas las posibles.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

La Cámara de Diputados postergó hasta 2021 la discusión de la ley Banxico: “Medida adecuada”, respaldó Hacienda

Reforma a la Ley de Banxico podría convertirse en “una lavadora de dinero del narco”: legisladores

Reforma al Banco de México trae riesgos y debilita su autonomía: Moody’s

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí