“Programar es entender qué va demorar de forma más masiva a la familia; anticiparte a sus gustos”

0
114

«Programar es entender qué va llegar de manera más masiva a la gente; anticiparte a sus gustos»

Alberto Ciurana, director de Contenido y Distribución de TV Azteca, ofrece a ttvnews su visión del negocio de la TV, la producción y distribución de contenido, a la vez que destaca detalles de las nuevas temporadas de Exatlón, MasterChef y el debut de Don’t.

Con una extensa trayectoria en la industria de los medios, Alberto Ciurana es, desde hace ya unos años, responsable de llevar adelante el negocio de contenido y distribución en la nueva era de TV Azteca, liderada por su CEO, Benjamín Salinas.

En diálogo con ttvnews, el ejecutivo comparte detalles sobre la actualidad de TV Azteca y sus canales Azteca Uno y Azteca 7, además de ofrecer su visión de la actualidad de la TV lineal, las plataformas de streaming y los medios emergentes.

¿Cómo se encuentra el negocio de la TV abierta?

Yo creo que nosotros hoy en día estamos viviendo un reflejo de lo que vive la sociedad. La pandemia, no solo en nuestro país sino en todo el mundo, ha alterado los planes de negocio, los modelos, las fórmulas, la inversión. Aunque nosotros seguimos al aire. Somos una industria esencial; tuvimos que mantenernos trabajando todo el tiempo. Lo seguimos haciendo porque aún estamos con la pandemia en México.

Lo que hemos hecho es entretener e informar con la responsabilidad de siempre. Vemos un año difícil para el 2021. Sin embargo, tenemos que seguir adelante, sosteniendo los canales, la programación, el entretenimiento, porque esa es nuestra obligación, sirviendo a los televidentes de la mejor y más eficiente manera.

¿Cómo se adecuaron las parrillas de Azteca Uno y Azteca 7?

Azteca Uno es un Live TV. Por supuesto que tuvo afectación porque mucho de los contenidos requieren audiencia y al no poder tenerla durante muchos meses, todo se trastocó. Por ejemplo, la temporalidad de La voz que normalmente hubiera arrancado en marzo, arrancó cuatro meses después.

Pero de alguna manera también nos benefició, porque concentramos para el segundo semestre los contenidos más fuertes que tenemos. En general, a nivel de audiencia vamos a cerrar bien el año. Obviamente la audiencia cambió sus hábitos. Durante la pandemia hubo un lapso muy importante donde la pantalla estaba compartida. Eso alteró mucho el negocio. Ahora la gente ha salido en esta nueva normalidad y los hábitos están regresando a como estábamos antes.

Azteca 7 se defendió muy bien. Es un canal sólido con contenidos enlatados y fue mucho más fácil mantener la estrategia. Y lleva magníficos resultados este año. Y Azteca Uno ha recuperado su liderazgo nuevamente. Vamos a cerrar el año muy parecido al año pasado.

¿Cómo está diseñado prime time de los canales?

Desde que yo llegué, con el equipo que me acompaña en Azteca, tanto con Sandra como con Adrián; de la mano de Benjamín Salinas, le dimos un giro a la estrategia de TV Azteca. Por 25 años Azteca Uno llevaba telenovelas y ficción. Quisimos evolucionar. Buscamos no hacer más de lo mismo; ser una mala copia de alguien que hace telenovelas y las hace bien. Queríamos ser disruptivos en el mercado. La audiencia siempre ha premiado a Azteca cuando se convierte en líder de innovación. Cerramos la producción de telenovelas para ir a contenido en vivo, realities y game shows y eso nos ha triplicado las audiencias.

La propiedad más grande es Exatlón, que ocupa una franja en tiempo también bastante amplia. Con esta estrategia, Azteca Uno empezó a competir no solo con el mercado local sino con el streaming. Hay que ver en vivo los contenidos como si fuera un partido de fútbol. Así se tiene que ver Exatlón, Survivor o La voz.

Por otro lado, a Azteca 7 es al que le hemos venido inquietando la ficción. Tenemos telenovelas turcas, reruns de novelas exitosas de Azteca. El prime time son dos horas, de las 20:00 a las 22:30 horas de la icónica Betty, la fea que lo volvimos a pasar y nos está dando magníficos resultados. Además de la ficción, los deportes, todo lo que tiene que ver con el fútbol, el box y las grandes películas de Disney.

Hace poco TV Azteca anunció la adaptación de Don’t de Banijay Rights. ¿Cómo viene el trabajo local de este y otros formatos?

Con Endemol Shine tenemos Don’t, este nuevo formato que estrenó hace 2 meses la cadena ABC y se convirtió muy pronto en el programa número uno de los jueves en EEUU. Nosotros somos el segundo país en el mundo que lo vamos a estrenar. Ya está en producción. El conductor es Adal Ramones y se estrenará el 21 de septiembre.

Por otro lado, Survivor lo produce Acun Medya en una isla en el Caribe y nos ha funcionado muy bien. Acun Medya produce gran parte de los contenidos del prime time. Tenemos acuerdos con Endemol con quien hacemos MasterChef que va a estrenar en otoño que es la época más importante de inversión publicitaria. MasterChef es una franquicia que con TV Azteca ha tenido mucho éxito en México.

Dado que la fórmula de las novelas no es la de TV Azteca. ¿Qué sucede con la ficción corta y, en particular con el modelo de coproducción?

La gente de 40 para abajo, más que novelas consume series compactadas de 30 o 60 episodios. Ese es el producto en el que nosotros nos venimos encausando, incluso para los próximos años nos vamos a encausar en la producción propia.

Con respecto a la coproducción, esa es la fórmula y el modelo de negocio que nos interesa. Estamos muy abiertos a cualquier propuesta. Hicimos por años con Sony, por ejemplo, Rosario tijeras con mucho éxito. En su momento lo hicimos con Disney con Corazón abierto… La tendencia es fortalecer la ficción original en Azteca 7 con aliados; obviamente con la propia productora Dopamine y con cualquier proveedor que traiga una buena idea y un buen modelo de negocio.

¿Qué puede adelantar sobre nuevos proyectos?

Hay varios proyectos que ya están en marcha, que se detuvieron por la pandemia. No puedo hablar. La idea es que algunos de ellos verán pantalla hacia el segundo semestre de 2021.

Este año el deporte en vivo se ha visto severamente afectado, pero todo indica que en el 2021 se retoman los grandes torneos continentales ¿Cómo se prepara Azteca Deportes?

Azteca Deportes es una marca extremadamente importante para nosotros. Todo el cuadro de comentaristas y analistas -que son los más populares de México-, lo tenemos preparado para que retomen el 2021 con la selección nacional, los juegos semanales, los Juego Olímpicos y las peleas de box.

¿Cómo observa a la TV lineal con respecto a las nuevas plataformas?

México es un caso muy particular. Una persona consume más o menos unas nueve horas de medios, incluyendo WhatsApp. Más de 4 horas las dedican a la TV abierta. En un país donde hay 34 millones de hogares con televisores, la TV abierta sigue siendo la plataforma más masiva. Sí se ha visto afectada la TV paga. Los smartphones han crecido. Pero un promedio de 4 horas de exposición es muchísimo. En EEUU más o menos se consume un máximo de 1 hora y media, porque la oferta de plataformas es múltiple. Aquí tenemos un mercado muy importante. La TV abierta sigue siendo el mejor vehículo para un anunciante.

¿Cómo se integra la TV abierta a esos nuevos medios y lenguajes?

Yo nunca he visto al mundo digital como un competidor de la TV. Por el contrario, es un gran complemento. En estos últimos años si hay un área que hemos fortalecido es Azteca Digital. Por ejemplo, tenemos una alianza con Tubi, que nos está dando magníficos resultados.

Estamos creando contenidos originales para digital. Hemos crecido de una manera importante las redes sociales. Yo creo que son un gran aliado de la TV. Nos permite llegar a otras audiencias, sobre todo a las jóvenes, que ya no están acostumbradas a la TV. La realidad es que hoy, el mundo es de pantallas, de todos los tamaños y, nosotros ofrecemos contenidos para todas esas pantallas.

¿Cuál es el gran desafío para el programador de TV abierta?

Es el desafío que me ha tocado toda la vida. Entender qué es lo que va llegar de manera más masiva a la gente. Anticiparte a sus gustos. Entender los momentos. La TV y los contenidos van muy vinculados a los estados de ánimo de una persona o de una sociedad. Todo eso afecta mucho y tiene mucha injerencia en qué es lo que se quiere ver. Eso es lo que un programador tiene que entender. Hay una vinculación con el cuerpo humano. Por eso en la mañana la programación es más ligera, como el desayuno. Conforme va a avanzando el día la intensidad va creciendo hasta las 8:00 o 9:00 de la noche donde hay dramas o competencias intensas. La TV es un vehículo para poder hacer catarsis.

¿Cómo observa en la actualidad a la medición de audiencias?

La medición de ratings es extremadamente obsoleta. Se sigue midiendo como se media hace 20 años. No ha evolucionado de la misma manera que ha evolucionado la tecnología de las plataformas. Por eso digo que los ratings no son la palabra de dios. Son una variable que te sirve y te da tendencia. Necesitas ir a la calle, sentir a la audiencia y hacer estudios sociológicos para complementar. Los ratings son una moneda de cambio para la inversión publicitaria.

¿Qué tipo de género busca en el mercado?

No me quedo con un género. La audiencia de TV Azteca es joven. Más de un 50% tiene menos de 40 años de edad. Los contenidos que ofrecemos llegan a toda la familia, pero son atractivos para jóvenes y niños y, para todas las clases sociales, como Exatlón o Survival. Entonces, buscamos cosas que sean innovadoras y disruptivas.

Por ejemplo, hace tres años cuando no estaba Exatlón, nadie se hubiera imaginado que una competencia de alto rendimiento estuviera en el prime time de una cadena tan importante por tres horas, todos los días y tener éxito y sustituir a la ficción. Hoy, Exatlón tiene cuatro temporadas con mucho éxito. ¿Por qué? Porque la audiencia en México dijo: esto es innovador y disruptivo.

Este año TV Azteca International lanzó su “experiencia virtual” para comercializar su portfolio de distribución de contenido. ¿Qué expectativas tiene al respecto?

Hay un extraordinario trabajo de Paty Jasín. Es un gran vehículo de comunicación en el día de hoy, porque muchos canales y ejecutivos están viendo reducidos sus presupuestos, incluso para viajar. Los mercados están alterados. Creo que no vamos a volver a ver lo que veíamos hace un año con esas conglomeraciones que se hacían en los mercados. La pandemia nos ha cambiado. El beneficio es acostumbrarse a este tipo de comunicación. Hoy es común y culturalmente aceptado y creo que así va a ser el futuro. Esta experiencia que Paty junto al equipo de TV Azteca International han diseñado, es muy atractiva e innovadora en su uso.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí